El arte de no hacer nada

el arte de no hacer nada

Puede que seas de esas personas a las que les gusta estar tranquilas y en paz, sin hacer nada. Aunque no lo parezca, si están haciendo algo. Es lo que en Oriente llaman Wu-Wei, que significa no-acción. Tiene que ver con un estado meditativo.
Quizás no estés meditando de forma consciente, ni estés en la postura típica para meditar, pero en ese momento en el que solo estás contemplando el momento sin hacer nada más que respirar, estás practicando la atención plena. Tu actividad mental se está dirigiendo a lo que está sucediendo en ese momento: en el aquí y ahora, sin juzgar. Sabiendo esto, quizás hayas estado meditando y ni lo sabías.

Sin embargo, a mucha gente le cuesta encontrarse en ese estado. Cuando se sientan a meditar, intentan no hacer nada y eso les resulta muy complicado. Quizás es porque nos pasamos el día haciendo cosas y no somos capaces de dedicar unos minutos a conectarnos con el presente y a estar pendientes de ese momento y no de lo que va a suceder después y después y después. Pero en la inacción no hay esfuerzo, es algo natural.
El no hacer nada ocurre tras un proceso de relajación, no por una imposición nuestra. No se puede forzar. Es una manera de fluir, de estar en el momento presente.

Hemos encontrado un ejemplo muy esclarecedor:
La flor, durante la floración está en Wu Wei, es decir, no hace nada. Si la flor tuviese una mente similar a la humana empezaría a preocuparse y a preguntarse: ¿De qué color serán mis nuevas hojas? ¿Podría acelerar el proceso con fertilizante? ¿Dónde lo podría comprar? ¿Cuánto cuesta? ¿Seré más grande y bonita que las de al lado? Y así, se forzaría a conseguir ese estado.

Al ser humano le pasa un poco lo mismo. Por eso, el secreto es el aquí y el ahora. Si consigues no hacer nada, ni pensar en nada, sin tener que esforzarte para hacerlo, sentirás una enorme sensación de paz y bienestar. ¡Bienvenido al mundo de la meditación!

Advertencia:

El contenido del presente sitio web es de carácter general y tiene una finalidad meramente informativa, sin que se garantice plenamente el acceso a todos los contenidos, ni su exhaustividad, corrección, vigencia o actualidad, ni su idoneidad o utilidad para un objetivo específico.

Toda la información que se ofrece a través de esta página web no sustituye, en ningún caso, un asesoramiento sanitario cualificado.

Avívate, escuela de pacientes declina toda responsabilidad sobre las consecuencias que un mal uso de este contenido pueda tener en la salud de los pacientes. Así mismo se recomienda que los pacientes comuniquen a su oncólogo convencional qué terapias complementarias les acompañan durante los tratamientos convencionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *